sábado, 6 de febrero de 2010

DE NUEVO AL YUGO LABORAL

Hola a ebribadi.
No había hecho una sola mención de esto, pero tuve mis vacaciones. Fueron desde el 4 de Enero (en realidad arrancaron el 31 de Diciembre) hasta el 15. El 18 de Enero pasado volví a la abrumadora rutina del resto del año: levantarme todos los días a las 6.40; cambiarme, desayunar; revisar que alguno de los chicos no esté atravesado en la cama; que no haya meados; preparar la mochila; correr el bondi que pareciera esperar todos los días escondido en la esquina y al verme, partir raudo a la parada; lidiar con los demás obreros en la estación del Sarmiento para sacar el boleto; armar el scrum para entrar al tren y viajar enchivado, apretujado, malhumorado (nunca una apoyadita che!) desde Padua hasta Liniers (7 estaciones, 25 minutos de martirio). Bajar a las patadas y correr a la parada del 80, el 104 o el 117... parezco León Gieco, acá parado cualquier línea me deja bien... esperar a que algún susodicho fakin' bondi se digne en aparecer. Y luego, el bello olor a Mataderos!!.
Y así, pasar los días entre papeles, tintas, viajes a las editoriales o a las librerías a entregar los libros encuadernados y listos para la venta. Laburo en una imprenta, si es la duda que tienen. Veo nacer al libro desde el momento en que las planchas son puestas en los tambores de las impresoras, la máquina echa a andar y los pliegos salen impresos de a miles. Es re loco ver cómo toneladas de papel con palabras sueltas luego encajan en su lugar y se convierten en un universo de ideas... qué poético me salió che, merezco un aplauso!.
Eso es mi vida, al menos hasta que Marzo sea la hora de la facu, volver a Puán.

Y luego la vuelta a casa. Mismo trayecto para al llegar a la puerta oir la voz de Iván:
-¡¡July, vino papáaaaaaaa, Toly, vino papáaaaaaaa!!-

El quilombo que hacen los chicos cuando llego justifica mi vida.

Chris+

MINUTO A MINUTO!

Buscar este blog

Cargando...